palabraiSYS es una fundación para desarrollar proyectos sociales de salud digital
apps nutrición uso y eficacia

El boom de las apps de nutrición

La obesidad ha alcanzado ratios de proporciones epidémicas a nivel mundial, pues cada año mueren, como mínimo, 2,8 millones de personas a causa de la obesidad o sobrepeso (1). Concretamente en España, según los datos registrados por el Ministerio de Sanidad, un 17,4% de la población mayor de 18 años y un 10,3% de la población de entre 2 y 18 años padecen obesidad. Estos datos concuerdan con las dos principales causas que son la falta de ejercicio y la mala alimentación:

  • el 36% de la población española no realiza ejercicio habitualmente (2)
  • el 35,8% de la población española no consume frutas a diario (3) y
  • el 59,6% de la población española no consume verduras, ensaladas y hortalizas a diario (4).

Usar una aplicación de información nutricional puede ayudar al usuario a disminuir la percepción de las barreras para mantener una alimentación saludable (5). Son muchos los que han detectado este nicho de mercado y se han introducido en él desarrollando aplicaciones móviles.

Las apps pueden ser la clave

Que hoy en día utilizamos nuestro smartphone para múltiples funcionalidades, como una extensión de nuestra mano, no es novedad. También es cierto que nuestros móviles se han convertido en un arma de doble filo: junto con otras tecnologías, invitan al sedentarismo. De hecho, los estudios (1) indican que la gran mayoría de los adultos no cumplen con las "Recomendaciones mundiales sobre la actividad física y la salud" (2) actualizadas el pasado 26 de noviembre de 2020. Concretamente se recomienda realizar como mínimo 150 minutos de actividad física moderada a la semana para los adultos de entre 18 y 64 años, aunque se insiste en aumentar este tiempo hasta 300 minutos. La inactividad física ahora se identifica como el cuarto factor de riesgo principal de obesidad y mortalidad global. Los niveles de inactividad física están aumentando en muchos países, con importantes implicaciones para la prevalencia de enfermedades no transmisibles (ENT) y la salud general de la población. Y en este contexto a priori negativo, nosotros confiamos en que la tecnología y en concreto nuestros móviles puedan ayudarnos, y mucho, a mejorar nuestra salud. Pero todavía queda mucho por hacer.

¿Qué es el Radar Covid?

A estas alturas de la pandemia, muchos de nosotros ya hemos sido llamados por rastreadores por haber estado en contacto con un positivo de Covid-19. En esa llamada, te invitan a descargar de forma voluntaria la app móvil de Radar Covid: la aplicación anónima y voluntaria que localiza los móviles de las personas que podrían haberse infectado, notificándoles de que podrían estar en riesgo. No se solicitan datos ni personales ni de geolocalización por lo tanto es imposible la identificación o localización de ningún usuario.

La transformación digital a gran escala de los sistemas de salud no es una tarea rápida y fácil. Aunque ha habido grandes avances en el diseño de nuevas tecnologías, su implementación requiere cambios sistémicos a largo plazo, incluyendo un cambio importante en la cultura de uso de los datos. Más inversión es necesaria para elevar el papel de la salud digital en los sistemas de salud para que su impacto positivo pueda ser máximo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar y mejorar tu experiencia de navegación. Al continuar navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información