isys3 400

palabraiSYS es una fundación para desarrollar proyectos sociales de salud digital

¡Síguenos!   facebook twitter instagram You Tube RSS

La paradoja de la salud, la edad y la tecnología.

SeniorsInternetLa semana pasada MedlinePlus, la web de la Biblioteca de Medicina de Estadus Unidos, publicaba un interesante artículo sobre el uso que hacen los mayores  de Internent como instrumento para su salud. El estudio, elaborado a partir de una encuesta a una importante muestra de pacientes de Medicare (asistencia sanitaria para los estadounidenses mayores de 65 años), encontró que apenas entre un 5 y un 8 % de los adultos mayores, acudían a internet para renovar recetas, gestionar el seguro de salud o comunicarse con el médico. Y solo un 16 por ciento buscaban información de salud en línea.

Pero, ¿dónde está el problema? Un estudio del 2011 sobre la penetración del uso de internet en Europa, entre los mayores de 50 apuntaba que porcentaje de personas que sufren de enfermedades cardiovasculares y con acceso a la Web era del 24% en Europa, con diferencias significativas por país (que iban desde un 53% en Suiza a por debajo del 20% en Italia, España y Portugal). Estadísticas más recientes del INE (2014-2015) apuntan a unas cifras algo mejoradas (pero lejos del 78,7 % de los hogares con conexión a Internet): un 31, 5 % de los hombres y un 21,5 % de las mujeres declaraba haber usado internet los últimos 3 meses, en la franja de edad de 65 a 74 años.

La teoría de adopción de la tecnología apunta que las claves son la utilidad, la usabilidad y la satisfacción. Y no siempre se dan estas circunstancias con los adultos mayores. Estudios para sopesar la factibilidad de utilizar la web en un entorno de ancianos con dificultades económicas, mostró que tras un pequeño curso, era posible comprometer a las personas a contribuir a su salud con ayuda de internet.

Pero en lugar de esperar que esto suceda espontáneamente, se debe atender a aspectos que faciliten la usabilidad. Tener en cuenta posibles problemas socioeconómicos, de alfabetización y adaptaciones de visión, articulaciones y concentración, y, por ejemplo, tener utilidades fáciles de recordar y facilitadoras de la sociabilidad.

Fuentes;

Contenido relacionado:

Fecha: 7/8/2016  Autor: Imma Grau

Añadir comentarios

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar y mejorar tu experiencia de navegación. Al continuar navegando, entendemos que aceptas su uso.